LA AUTOESTIMA ( Adolescencia )

Imagen

                Ya hemos visto la importancia que tiene la autoestima en nuestra vida, y también hemos visto que ésta se sigue desarrollando continuamente. El artículo anterior  versaba sobre cómo se forma en la infancia, así que en este nos ocuparemos de la adolescencia.

                La adolescencia es una etapa especialmente crítica en el desarrollo de las personas, en ella ocurren los cambios de niño a adulto y no es una tarea fácil, pues no solo atañe al cambio físico, ya de por sí importante, sino que es la etapa, donde se va a gestar nuestro futuro como adultos, es en esta etapa donde por ejemplo,  se toman algunas de las decisiones que afectarán nuestro futuro profesional como  elegir los estudios a realizar.

            Es en la adolescencia donde, el hasta hace unos días niño, empieza a buscar su lugar en el mundo, necesita hacerse visible, demostrar sus capacidades y habilidades de manera efectiva para conseguir el puesto más aventajado posible. Ya sabemos que nuestra cultura occidental le concede mucha, demasiada diría yo, importancia a la imagen. ¿Te explicas ahora porqué tu hij@ se pasa tanto tiempo delante del espejo? ¿O por qué se queja delante de un armario rebosante de que no tiene nada decente que ponerse? Es un periodo lleno de contradicciones y no suele gustarse a sí mismo, acomete las nuevas responsabilidades pre-adultas con vacilaciones, por ejemplo en los primeros escarceos amorosos.Constantemente se está comparando con los demás , se enfrenta a sus padres quienes le siguen tratando como a un niño, se cuestiona a sí mismo y se rebela ante otros adultos.

                Una de las diferencias del ser humano con los animales es la toma de conciencia de sí mismo y juzgar ésta, siendo aceptada o rechazada. También ocurre que nuestro diálogo interno está influido por lo las valoraciones externas, pero eso no es todo, entran en juego las distorsiones de pensamiento, es decir las interpretaciones erróneas que hacemos de los mensajes que nos llegan. La psicología del pensamiento, es una ciencia que estudia el razonamiento humano, y se sabe por esta ciencia, que realizamos algunos sesgos (errores sistemáticos, que cometemos una y otra vez), que nos llevan a equivocarnos, de entre estos sesgos está la sobregeneralización que realizamos a raíz de un hecho aislado y que extendemos a otras situaciones y personas; valorarse globalmente como torpe por no tener una habilidad concreta sin tener en cuenta que se poseen otras igual de válidas; el pensamiento polarizado, en el que es o todo o nada, estás conmigo o contra mí; o creer que no poseemos interés para los demás ,son algunas de esas distorsiones de pensamiento.El adolescente por supuesto, no está libre de estos pensamientos, y como ya dijimos, en esta etapa empieza a comparar su autoimagen con la que cree que tienen los demás, si esta comparación le resulta aceptable es más probable que todo vaya bien, nada está asegurado, en esta edad, la autoestima, por fuerte que se haya desarrollado hasta el momento, se debilita, y no olvidemos que ahora no es sólo la familia quien ejerce influencia, sino que entran en juego y  se reparten el pastel, los amigos, otros adultos, la sociedad y sus valores.

¿Qué podemos hacer nosotros?

                Elogiar y valorar los comportamientos adecuados.Hacerle ver las cualidades que posee y que quizás ni siquiera sea consciente de ellas.Potenciar su creatividad y que  sienta orgullo@ por ellas. Respetar su imagen corporal, ayudarle a entender sus cambios físicos y ayudarle a mejorarla si se considera necesario, pero es primordial que se autoacepte, que sepa que nadie es perfecto , que no todos somos iguales, sería todo muy aburrido y debe aprender que ese cabello tan rizado es también muy bonito, sólo hay que aprender a cuidarlo y sacarse partido . No ridiculizar ni humillar, SOBRE TODO en público y menos aún delante de sus amigos, de sus iguales.Que exista diálogo y tomar en consideración sus aportaciones, no compararle con otr@s.No sobreproteger, también debe aprender a tolerar las frustraciones y a ser autónomo, dedicarle atención , dedícale  tiempo, no debe sentirse ignorado ni invisible.Interesarse por su vida fuera del ámbito familiar si atosigar, aceptar sus amistades si no suponen un peligro o influencia perjudicial real.Estimularle para que practique deportes de equipo… éstos son algunos consejos prácticos para el día a día y recordad que la autoestima es muy importante en el desarrollo sano de la personalidad y de nuestra travesía por la vida.

La frase:

Amarse a uno mismo es el principio de una historia de amor eterna.

Oscar Wilde

Anuncios

Acerca de MªIsabel López

Licenciada en Psicología. Máster en Psicopatología y Salud. Mi idea es acercar la psicologia a todos , esa gran desconocida, que envuelve cada momento de nuestra vida sin que seamos conscientes de ello.

Publicado el 13 mayo, 2013 en Uncategorized y etiquetado en . Guarda el enlace permanente. 5 comentarios.

  1. muuuuuyyyyyyyyy interesante

  2. loli perez orozco

    muy bonito el articulo, a mi particularmente me viene ideal para con mi hijo.

  1. Pingback: Autoestima en la adolescencia | psicodigital.

  2. Pingback: Autoestima en la adolescencia | PSICODIGITAL

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: